Llevo un mes inmersa sanando mi bloqueo central en mi Unión de Llamas Gemelas. Estoy completamente entregada a mi trabajo espiritual no sólo en el área de mi negocio sino también en mi Unión de Llamas Gemelas, porque deseo verla manifestada en mi realidad.

Por si no lo sabes, el bloqueo central es el bloqueo principal que te mantiene separado de tu Llama Gemela y que tienes que atravesar antes de entrar en Unión. Ese bloqueo central está diseminado por muchas partes de tu consciencia y es el bloqueo que más se repite. A consecuencia de eso, atraes muchas experiencias en tu vida y tu camino relacionadas a sanar ese bloqueo principal.

Cada Llama Gemela tiene un bloqueo central y no necesariamente tenéis que compartir el mismo bloqueo. De hecho me atrevería a decir que cada persona tiene un bloqueo principal distinto al de su Llama Gemela. Al menos en mi Unión es así y en muchas Uniones de Llamas Gemelas que conozco también lo es. Es por eso que identificar ese bloqueo es crucial para dedicar tus esfuerzos a sanarlo por completo y acabar con la separación de tu Llama Gemela.

En mi caso mi bloqueo central es el abandono. El abandono es uno de los bloqueos más dolorosos que hay porque te señala lugares en ti donde te sientes completamente solo y sin Dios. Esa es la mayor mentira que nos ha contado nuestro ego. Que estamos solos y que no tenemos a nadie, cuando Dios siempre ha estado ahí con nosotros, observándonos, cuidándonos, sólo que no podíamos verlo.

Esta semana en la sesión con mi coach, le pedí trabajar sobre este bloqueo. Empezamos a navegar por lugares que se sentían solos y abandonados. Y lo que descubrimos es que, además, se sentían ignorados. Así que después de resolverlos pude ver con claridad por qué seguía sin comunicación con mi Llama Gemela. Estaba claro que tanto el bloqueo de abandono como la falta de comunicación estaban relacionados.

Cristina me sugirió practicar esta semana las meditaciones de Jeff y Shaleia y el estar más presente con mis sentimientos. Escucharme más, seguro que me ayuda a desbloquear esa falta de comunicación que sigo sanando y a tener mayor comunicación conmigo misma. Para que pueda ver por fin un día reflejada esa comunicación fluida con mi Llama Gemela.

Y en cuanto al abandono, aunque ya lo siento más lejano y puedo sentir más dentro de mí el apoyo de Dios, seguiré sanando mi bloqueo central hasta que alcance mi Unión con mi Llama Gemela y disuelva ese bloqueo de nuestra consciencia.

Si deseas saber cuál es tu bloqueo principal para ti, no dudes en pedirnos ayuda, ya que ofrecemos una lectura donde te lo canalizamos y te damos consejos para sanarlo.